viernes, 27 de mayo de 2016

Dirigentes de Feconau reciben amenazas por reclamar sus territorios ancestrales

Ideeleradio.- Los dirigentes de las Federación de Comunidades Nativas del Ucayali (Feconau) solicitaron a la Policía Nacional que les brinde las garantías del caso, tras las amenazas que han recibido en el marco de un litigio por la posesión sobre sus territorios ancestrales, informó Robert Guimaraes, presidente de la Federación de Comunidades Nativas del Ucayali (Feconau). 

“Cuatro sujetos encapuchados con armas han estado buscando a los principales dirigentes. En Requena han dicho que están buscando a los principales dirigentes y a Washington Bolívar. Han dicho que si no logran tumbar a sus dirigentes, van a matar a cualquier de Uchunya”, dijo en el programa No Hay Derecho de Ideeleradio.

“Hemos hecho público esto y estamos solicitando a las autoridades correspondientes que tomen las medidas urgentes y hacemos un llamado a los organismos internacionales de derechos humanos para que vean estos conflictos. Una cosa es mirar el problema de Lima, y otra es enfrentarnos todos los días con diferentes formas de instigación y hostigamientos”, puntualizó. 

Indicó que van a formalizar un pedido para que quede precedente que si algo les sucede, sean las autoridades correspondientes las que tengan que juzgar estos hechos. “No queremos que ocurra más asesinatos como los de Edwin Chota y sus compañeros”, señaló. 

Finalmente, recordó que desde hace muchos años están solicitando el reconocimiento y titulación de las áreas afectadas por la comunidad. Pidió no repetir más casos en los que los dirigentes son asesinados por presentar sus reclamos.

“Nosotros estamos exigiendo que el gobierno regional a través de la Dirección Regional Agraria de Ucayali adopte las acciones necesarias y urgentes para iniciar los trámites de reconocimiento y titulación de las áreas afectadas por la comunidad, que son territorios ancestrales, que son más de 38 mil hectáreas”, dijo.

“Desde hace muchos años estamos exigiendo esto. El 2014 han registrado una serie de hechos, solo para mencionar el 2014, los compañeros asháninkas han sido asesinados y hasta ahora no hay justicia. Ahora las amenazas en Santa Clara de Uchunya se han intensificado”, mencionó.