viernes, 16 de agosto de 2013

Mulder afirma que Gana Perú y el fujimorismo tienen conversaciones fluidas y subterráneas

Ideeleradio.- Tengo la certeza de que las bancadas de Gana Perú y Fuerza Popular tienen conversaciones bastante fluidas y subterráneas, afirmó el legislador Mauricio Mulder, tras estimar que estos grupos parlamentarios tienen más coincidencias que el aprismo con el fujimorismo en el Congreso.

“[¿La debilidad del Gobierno puede llevarlo a arrastrarlo a los brazos del fujimorismo?] Pero lógico, el nacionalismo que tiene poca consistencia, tiene como aliado a Perú Posible, que es un tema que se está cayendo y desmoronando a pedazos, entonces es demasiado débil. Y, después, las demás bancadas son bancadas que, al contrario, están marcando distancia con el Gobierno; entonces, la única que le sirve para hacer una negociación a fondo y en serio es la fujimorista, que tiene 36 parlamentarios”, precisó en el programa No Hay Derecho de Ideeleradio.

“Yo si tengo la certeza que entre ellos tienen conversaciones bastante fluidas y avanzadas. Por ejemplo, [en el caso de la interpelación al ministro de Defensa, Pedro Cateriano] cuando el congresista fujimorista Héctor Becerril hablaba muy duro [en contra del ministro], el sector que se sienta atrás del sector fujimorista hizo uso de la palabra, desautorizó a Becerril y encima terminaron diciendo ‘usted está haciendo una buena gestión’ [señor ministro]. Entonces, tú ya te das cuenta que hay una conversación subterránea que en algún momento saldrá a la luz”, subrayó.

Gagó me dijo que con el Apra ni a misa

El legislador coincidió, en ese sentido, con el sociólogo Julio Cotler, quien dijo que la debilidad del Gobierno puede llevar al nacionalismo a vincularse con la bancada fujimorista. Mencionó, del mismo modo, que los voceros de Fuerza Popular le han afirmado que “con el Apra ni a misa”.

“[¿No le preocupa que el Apra esté más cercano al fujimorismo?] Es al contrario. En el tema de la repartija, los fujimoristas nos quitaron la palabra porque nosotros habíamos denunciado el tema antes que nadie y hasta el día de hoy tienen una actitud fría y recelosa con nosotros”, remarcó.

“En el tema de comisiones, por ejemplo, ellos tienen la Comisión de Trabajo, ninguno de ellos la desea, […] entonces yo le dije al congresista Julio Gagó: ‘¿qué te parece si la Comisión de Comercio Exterior la manejen ustedes y la Comisión de Trabajo la manejamos nosotros?’. Él me dijo: ‘con el Apra ni a misa’. Entonces, así estamos. Hasta más coincidencias puedo decirte que ha habido entre el nacionalismo y el fujimorismo, que la que tenemos nosotros con el fujimorismo”, declaró.

Venta de rifas en interpelación fue una anécdota

En otro momento, Mulder Bedoya indicó que la venta de rifas por parte de la congresista fujimorista Luz Salgado, durante la interpelación al ministro del Interior, Wilfredo Pedraza, fue solo una anécdota. Sostuvo que este mecanismo perdió interés de parte de algunos congresistas debido a que los hechos por los que fue invitado ocurrieron hace dos meses y medio atrás.

“Es una anécdota [la venta de rifa por parte de la congresista fujimorista, Luz Salgado], son cosas que suceden, 130 personas de distintas condiciones políticas, de distintas edades, distintos géneros, reunidos en un ambiente de esos, hay de todo, encima si somos peruanos, todas son anécdotas sobre una interpelación en la que se perdió el interés”, explicó.

“Se perdió el interés porque los hechos habían ocurrido hace casi dos meses y medio, y como se dilató y se dilató permanente la levantada de sesión que permite la aceleración de los plazos en el Congreso, entonces, al final devino esto en anacrónico. Entonces, la mayoría de las intervenciones de los parlamentarios eran sobre los hechos actuales y no sobre los hechos que motivaron la interpelación y eso motivo una pérdida de interés en la interpelación”, refirió.

Explicaciones de Pedraza fueron infantiles

Finalmente, opinó que las explicaciones que dio el ministro del Interior, Wilfredo Pedraza, fueron infantiles. Ello en relación al seguimiento a políticos de oposición y la fuga del penal de Lurigancho de los asesinos del reportero gráfico Luis Choy.

“Primero [se le invitó al ministro] por el tema al seguimiento de los políticos y la fuga de los asesinos de Luis Choy que eran los temas que estaban en el candelero, después ha habido este tema el asesinato del camarada Alipio, que obviamente fue motivo de las intervenciones, pero a mí modo de ver y en mi intervención, así lo hice anotar, no se satisficieron las expectativas a las respuestas que se dieron en materia de lo que significó ese reglaje, para mí ese reglaje si existió y la manera de tratar de taparlo al contrario hizo que el problema creciese y las explicaciones que dio Pedraza a mi modo de ver fueron infantiles”, concluyó.