lunes, 17 de junio de 2013

Lynch: Roncagliolo me dijo que era un canciller débil de un gobierno débil

Ideeleradio.- Cuando regresé a Lima, en noviembre del 2012, para dar cuenta de lo que realmente había ocurrido en la embajada de Perú en Argentina respecto al Movimiento por la Amnistía y Derechos Humanos (Movadef), el entonces ministro Rafael Roncagliolo me dijo en la sala de su casa que él era “un canciller débil de un gobierno débil”, reveló el exembajador Nicolás Lynch.

Fue al referirse a las razones que motivaron su renuncia como embajador del Perú en Argentina, tras ser cuestionado en medios locales por "haber recibido" a integrantes del Movadef en la sede diplomática de Buenos Aires.

“Cuando yo vine a Lima a dar cuenta de lo que realmente había sucedido [con respecto a mi relación con el Movadef] Roncagliolo me dijo que tenía razón, pero que él era un canciller débil de un gobierno débil y que, por lo tanto, no podría defenderme, literalmente, y podría encararlo al señor Roncagliolo en este momento”, declaró en el programa No Hay Derecho de Ideeleradio.

“Esto lo dije, además, en varias entrevistas en esos días, pero ¿quién lo escucha a uno cuando esta bajo el fuego nutrido de un aluvión mediático que era el que propiciaba El Comercio en ese momento? Eso fue literalmente lo que me dijo Roncagliolo literalmente sentado en la sala de su casa”, acotó.

El exembajador cuestionó, del mismo modo, que el jefe de Estado, Ollanta Humala, esté gobernando el país en función a la base de las portadas de los medios de comunicación o “periodicazos”.

“Yo he declarado luego no solo respecto de mi salida, sino respecto a otros hechos políticos que desafortunadamente el gobierno de Ollanta Humala funciona sobre la base de los periodicazos de la derecha, a veces dos o tres portadas de El Comercio, o de estos medios de extrema derecha, Perú 21, Expreso etc., y retrocede y boom cambia de política, es un presidente que disciplinan a periodicazos, es una lástima porque así no se gobierna un país”, subrayó.

Como se recuerda, el presidente de la República, Ollanta Humala, aceptó la renuncia de Lynch, luego que se denunciara que recibió a integrantes del Movadef, el brazo político del grupo terrorista Sendero Luminoso, en la sede diplomática.

Fue una patraña
En otro momento, aclaró que nunca se reunió con integrantes del Movadef como lo denunció en su momento El Comercio. Acusó a este medio de comunicación de haber hecho una campaña en su contra para sacarlo de la embajada de Perú en Argentina

“Lo que sucedió fue una patraña que fabricó el Grupo El Comercio sobre un hecho que jamás sucedió, yo no me reuní con el Movadef, lo único que hice fue recibir en una carta, esto los señores lo tradujeron como una reunión y empastelaron tres audios y dos videos de cinco hechos distintos que ocurrieron a lo largo de nueve meses para hacerlos aparecer como que ocurrieron el mismo día”, precisó.

“Frente a esta patraña que perseguía hacerme daño, como hombre de izquierda y a través mío, terminar de limpiar de izquierdistas el gobierno de Ollanta Humala, ese era el objetivo de la derecha, ya fuera del propio Grupo El Comercio o de algún servicio de inteligencia que estuviera actuando en convivencia con este grupo de medios, no sé, pero ese era el objetivo”, puntualizó.

Se me encomendó mejorar relaciones con Argentina y la Unasur
Finalmente, relató que cuando fue nombrado embajador de Perú en Buenos Aires, el jefe de Estado, Ollanta Humala, le encomendó la tarea de mejorar las relaciones con Argentina. Indicó que el otro encargo que recibió fue el de reinsertar al Perú en la Unasur (Unión de Naciones Sudamericanas).

“Cuando me envían en agosto del 2011 como embajador a Argentina, el presidente Ollanta Humala y el propio canciller Rafael Roncagliolo me indicaron dos cosas: primero, que mejorará las relaciones con Argentina que estaban bastante deterioradas por varias razones, entre otras por el abandono que Alan García había hecho de ellas, cosas que sucedió en los pocos meses, las lleve a nivel óptimo, como me agradeció el propio Humala en el 2012 y cosa que reconoció luego Rafael Roncagliolo varias veces”, recalcó.

“Y segundo, reinsertar al Perú en Unasur. Como Salomón Lerner ha señalado varias veces, Unasur no es nada más una reunión de presidentes, empieza a ser un sistema de integración regional en América del Sur, entonces me empeñe en esos dos trabajos con mucho éxito”, concluyó.