viernes, 10 de mayo de 2013

Ideeleradio.- El Congreso de la República hizo bien al ampliar el plazo del trabajo de la megacomisión por 120 días más porque el caso narcoindultos que involucra al segundo gobierno de Alan García es nauseabundo, afirmó el exfiscal Avelino Guillén.

“Vamos a ver cómo avanzan las investigaciones de la megacomisión. Es imprescindible [la ampliación] porque lamentablemente esta gracia presidencial se convirtió en una desgracia presidencial. La conmutación se convirtió en un instrumento de la impunidad. Este es un hecho que en mi concepto es el más grave de corrupción de los últimos tres años”, apuntó en el programa No Hay Derecho de Ideeleradio.

“Acá la comisión tiene un reto y un deber histórico todos sus integrantes. Ha hecho bien el Pleno del Congreso, por unanimidad que han votado [ayer], de otorgar un plazo adicional porque lo que se viene descubriendo es grave y los patrones de conducta que van a dar cuenta, van a ilustrar de lo extremadamente grave que es esto. Toda una red, una estructura delictiva que se instaló impunemente en el sector justicia con la finalidad de burlar la labor del sistema de justicia, eso es nauseabundo”, indicó.

Debe establecerse cadena de mando en caso narcoindultos
En otro momento, opinó en torno a las declaraciones del titular del Ministerio Público en el sentido de que la responsabilidad en el caso narcoindultos podría llegar al exmandatario Alan García. Dijo que el Ministerio Público deberá analizar la imputación al más bajo nivel y luego evaluar hasta dónde llegó la cadena de mando.

“¿[Concuerda con el fiscal de la Nación y que la cadena de mando puede llegar a García?] Claro, lo que tiene que hacer y entiendo que el MP está investigando también esto, es consolidar las imputaciones al más bajo nivel, en la relación de internos, facilitadores y Comisión de Gracias Presidenciales. Y a partir de esa consolidación de esas conductas que tienen que evaluar se tiene que establecer una cadena de mando que yo no puedo determinar en este momento hasta dónde puede llegar”, declaró.

“Pero no olvidemos que existe y lo han probado documentalmente, un registro de visitas a Palacio de los miembros de la comisión de Gracias para despachar o sustentar algún tipo de pedido”, dijo.