viernes, 19 de octubre de 2012

Psicoterapeuta Carmen Gonzáles: Fujimori es un psicópata y no sufre de depresión, su cuadro lo demuestra

Ideeleradio.- El problema de Alberto Fujimori no es la depresión sino que es un psicópata, no tiene el más mínimo sentimiento de culpa ni vergüenza por los hechos que cometió, afirmó la psicoterapeuta Carmen Gonzáles, al comentar el cuadro de pintura del ex jefe de Estado en la que supuestamente pide perdón a la sociedad.

"El problema grave de Alberto Fujimori no es la depresión sino que es un psicópata, que es la peor patología del ser humano. Muestra de ello, es que no tiene conciencia de culpa ni vergüenza; y que su afecto, sus emociones, están separadas de su cabeza. Cuando Fujimori escribe, ´perdón por lo que no llegué a hacer y por lo que no pude evitar´, está diciéndole a los jueces, yo no he cometido ningún acto criminal”, declaró en el programa No Hay Derecho de Ideeleradio.

“Te confirma que él no tiene la mínima conciencia de culpa. Aprovecha [el mensaje] para que un hombre que ha creído en Fujimori en provincia diga, si pues no me trajeron la carretera pero su hija me la traerá. La otra frase, 'no pude evitar´, resulta que este autoritario, poderoso, que cierra el Congreso ¿resulta ser un impotente? No pudo hacer algunas cosas. ¿Quiere decir que había alguien más poderos que él? Para un autoritario más poderoso que él será la naturaleza, no va a ser Montesinos porque era su subordinado”, comentó.

Pintura de Fujimori es un mensaje para sus correligionarios
Inicio En ese sentido, refirió que el cuadro de pintura de Alberto Fujimori es un mensaje claro para sus correligionarios. Asimismo, manifestó que la pintura muestra que el ex jefe de Estado no está deprimido y, que más bien, posee buen estado de ánimo.

“Cuando él dice, perdón por lo que no llegué a hacer y puesto en esa foto, que es la foto de un Fujimori yendo a provincias, lo que está haciendo también es una campaña, yo hice montones de cosas así disfrazado de andino y me faltó hacer otras cosas. Entonces también es un mensaje para sus correligionarios”, precisó.

“Cuando una persona está en depresión no tiene ganas de levantarse, no tiene ganas ni que te hablen, entonces la producción artística se vuelve pobre escasa y cuando pintas, la pintura es patética. Si Fujimori estaría deprimido, no estaría en condiciones de hacer esa pintura. La pintura refleja color, buen estado de ánimo”, aseveró.

La psicoterapeuta Carmen Gonzáles explicó que no es la cárcel lo que vuelve depresivo a las personas sino todas las emociones de la infancia. Por ejemplo, recordó que el caso del expresidente Nelson Mandela, la cárcel fue un espacio de producción porque no tenía los traumas ni cosas que Fujimori ya llevaba de su infancia.
Publicar un comentario en la entrada