lunes, 16 de julio de 2012

Panfichi: Si Humala opta por más de lo mismo, la calle se hará cada vez más fuerte

Ideeleradio.- Si el jefe de Estado, Ollanta Humala, decide apostar por más de lo mismo en la conformación de su nuevo Consejo de Ministros y sus políticas públicas, se le avecinaría un panorama sombrío, en el que la calle se hará cada vez más fuerte y las instituciones más débiles, estimó el analista Aldo Panfichi.

“El Perú está atrapado en una tensión entre el funcionamiento institucional del sistema político y el funcionamiento político basado en los movimientos sociales y en la acción directa de las calles. En este momento, hay una colisión entre la forma de hacer política buscando avanzar en derechos y presentar demandas y el funcionamiento de los programas sociales […]”, explicó en el programa No Hay Derecho de Ideeleradio.

“En este momento, vemos una institucionalidad débil y una calle fuerte y si es más de los mismo, vamos a seguir con más de lo mismo, y la calle va a seguir cada vez haciéndose más fuerte y las instituciones más débiles”, advirtió.

Panfichi Huamán dijo desconocer si el orgullo de retroceder es o no tan fuerte en Humala Tasso como lo fue con los expresidentes Alan García y Alejandro Toledo y opinó que no le sorprendería tampoco que dé un giro a uno u otro lado.

“A Ollanta le debemos señalar varias características que convergen y que nos ayudarían a comprender como algunos lo han señalado su pragmatismo. Pareciera que el presidente ha tenido en la campaña grandes ideas muy poco desarrolladas y no mucha lealtad con esas ideas. Esta elasticidad y pragmatismo y poco apego con las opciones empezaron antes de la campaña el 2006, abandonando a [Hugo] Chávez, a la Hoja de Ruta y terminamos en una cosa como la que estamos ahora”, recordó.

Necesita de un operador como Lerner
Por ello, estimó que el mandatario necesita de un operador como el expremier Salomón Lerner Ghitis, porque consideró es un personaje que tiene como capital político el haber sido puente entre los distintos sectores y el gobernante peruano. Anotó que un personaje de ese perfil adquiere una relevancia importante en el actual contexto de conflictividad.

“El capital político de Lerner es haber sido puente, no necesariamente haber tenido base social o un partido propio, sino haber facilitado a Ollanta Humala, por ejemplo, que hable con la izquierda, pero también con los empresarios, un operador político. En un contexto en la cual los partidos son ausentes o débiles el operador sofisticado como es él y muy bien conectado adquiere una relevancia importantísima que no tendría en otro contexto. Pero, en este contexto, ese es su capital, su capital es ser puente entre distintos sectores”, argumentó.

El analista refirió, no obstante, que quienes fueron los más cercanos asesores de Humala Tasso se han convertido el día de hoy en sus más duros críticos y que el jefe de Estado no los va a llamar, así decidiera dar un giro en su gobierno. Recordó, también, que una alternativa tipo Lerner Febres necesitará de operadores menos antagonistas y más centristas.

“Veo que volver hacia atrás no me parece por la vía de la Gran Transformación en su esquema original viable. El crédito con algunos movimientos sociales y la sociedad civil es muy difícil recuperar. Ese borrón y cuenta nueva es muy fuerte […] Creo que hay algunas personas en algunos puestos que podrían permanecer y Salomón tendría que modificar su entorno político y no sé si él esté dispuesto hacerlo para tener un rol más activo”, argumentó.

Hay desconcierto e incertidumbre
Por otro lado, mencionó que tanto la incertidumbre y el desconcierto son los elementos que caracterizan estos días previos a las fiestas patrias. Dijo que no hay mucha claridad hacia dónde ir y que existe incertidumbre por parte de la ciudadanía y la opinión pública.

“Estamos en una situación en la cual esta incertidumbre se acrecienta y en parte será resuelta con un nuevo Gabinete y, sobre todo, si se muestra en el discurso presidencial de este 28 de julio, qué es lo que vendrá después”, acotó.

El sociólogo dijo observar dos señales distintas por parte del gobierno, una por el lado del nombramiento de Lerner como presidente del Grupo de Alto Nivel de UNASUR que evaluará y dará seguimiento a la situación política en el Paraguay, así como, las opiniones brindadas por el ministro de Energía y Minas Jorge Merino en respaldo al premier.

“Uno puede ver dos señales generales distintas, por ejemplo, la entrevista de Salomón Lerner en Caretas donde señala que ha hablado con el presidente por algunas horas, inclusive con la [primera dama] Nadine [Heredia] y donde su aparición representa una aparición política significativa. Es decir, incluso la posición que ha aceptado en UNASUR también significa una cercanía al Gobierno y alguien le está señalando un potencial rumbo”, declaró.

“Por otro lado, también tenemos en el lado opuesto, las señales contrarias [hoy día] la entrevista del ministro [de Energía y Minas, Jorge] Merino respaldando premier [Óscar] Valdés y el endurecimiento. Entonces, de alguna manera siento que se trata de los distintos lados de influir o dar ideas al presidente y la incertidumbre surge que no parece tomar ninguna de ellas”, finalizó.
Publicar un comentario en la entrada